Activa y Dinámica a los 80

Llegar a la vejez no significa andar con un bastón, quejándose por todo y ser una carga para la familia, se pude llegar a esta etapa de la vida y seguir manteniendo dinámica y lucidez. Los achaques típicos de la vejez pueden ser controlados y seguir manteniendo calidad de vida. Al menos así lo sostiene la médico internista Luz Marina Godoy, de SiSalud, Los Ruices, en Caracas, quien tiene pacientes jóvenes que sufren de una serie de dolencias y personas de la tercera edad que se mantienen activas y dinámicas.

Una de las afecciones más comunes en la personas mayores es la dislipidemia que consiste en alzas de colesterol y los triglicéridos por encima de los valores normales, lo que generalmente deviene en problemas circulatorios y cardiacos.

No obstante se trata de patologías que pueden prevenirse, según la doctora Godoy. “con buena alimentación y ejercicios”.

¿A partir de cuándo, doctora?

_Desde siempre. Incluso desde niño. No hay que esperar que aparezcan los síntomas para empezar a mejorar nuestra ingesta y a realizar ejercicios. Eso debería ser un hábito.

¿Qué llama usted buena alimentación?

_No cometer excesos en el consumo de carbohidratos y de dulces. A los venezolanos nos gusta mucho comer arepas y dulces por las noches, en las cenas. Eso no es saludable y cuando se hace, lo ideal es no ir a la cama al menos durante las próximas 2 horas.

Luego critico la costumbre de numerosas familias venezolana de estar llevando a sus hijos a comer hamburguesas con mucha frecuencia. Eso ya está generando problemas en la juventud.

Respecto a los ejercicios aclaró que “no es cuestión de gimnasio, también caminar unos 20 minutos diarios es ejercitarse. La cuestión es mantenerse activo”. En otras palabras: evitar el sedentarismo.

Calidad de vida

Empezar a presentar problemas de dislipidemia, no significa desmejorar la calidad de vida, insiste la doctora Godoy, ya que se trata de afecciones que pueden controlarse. De allí la importancia de acudir al especialista y cumplir con el tratamiento que se indique, a fin de llevar una vida normal.

¿A partir de qué edad es recomendable empezar con prevenciones medicas?

_Lo recomendable es empezar a visitar al especialista a partir de los 20 o 25 años, aunque nunca esta demás hacerse chequeos desde antes, sobre todo en nuestro país donde tenemos tan malos hábitos de alimentación y ya se están presentando problemas de obesidad y alteraciones del colesterol y los triglicéridos en personas muy jóvenes.

_No digo que no consuman carbohidratos porque son necesarios, lo que no debemos es exagerar su ingesta. Nuestra comida debe ser balanceada, si en la mañana y mediodía comemos carbohidratos y azucares, en la noche evitarlos. Lo recomendables es consumir alimentos ricos en fibra y no comer e irse a la cama, eso no saludable.

Doctora, ¿Qué es para usted una vejez saludable?

_Es estar bien física, mental y afectivamente. Esto es estar bien consigo mismos. Que haya paz interior.

En su concepto es fundamental y al respecto señalo su experiencia personal de tener pacientes de 80 años “que están en mejores condiciones que otros de 45 o menos años”.

¿Cómo es eso?

_Se trata de pacientes que tiene afecciones, como hipertensión, por ejemplo, pero asumen su enfermedad y se controlan, porque son males que se pueden controlar, que no tienen por qué afectar la calidad de vida. En cambio hay pacientes más jóvenes que, para empezar, no aceptan su enfermedad, no cumplen con los tratamientos y, al contrario, siempre llegan con nuevos planteamientos. Que si me duele aquí, que si me siento esto o aquellos, se vuelven como hipocondriacos y no cumplen ningún tratamiento. Están peores que cualquier persona mayor.

¿Alguna anécdota?

Sí. Tengo una paciente de más de 80 años que es masajista, sigue activa. Su problema es que es hipertensa, pero consume sus medicamentos y eso no le altera su vida. Sigue activa, sigue trabajando, es una señora muy alegre, siempre dinámica. Ella viene a consulta dos veces al año por cuestión de control. En cambio tengo una de 28 años que cada rato está en el consultorio, siempre quejándose de algo diferentes. Me dice incluso que hasta sufre de estrés. Esta siempre angustiada y con problemas encima. No tiene paz interior.

¿Eso se refleja en su salud?

_Por supuesto.

Para concluir esta entrevista para Noti Salud, la doctora Godoy recordó también a sus padres que a los 77 años de edad, caminan, sube montañas, se mantienen activos y se mantienen saludables.

Entonces la vida no se termina al entrar en la vejez, esta es solo una etapa y cada etapa tiene su propio encanto.

Texto: Luis Manuel Escalante

Fuente: Entrevista a la Dra. Luz Marina Godoy